Turismo

Ciudad de Boconó

La Ciudad de Boconó, está situada al sureste del estado Trujillo, en Venezuela, es la segunda ciudad del estado en población y de importancia económica, su población urbana y rural es de 102.104 habitantes (Estimación INE 2014). Boconó, es el tercer destino más solicitado por viajeros en la región andina, esta ciudad se encuentra a unas 8 horas por carretera de la capital de Venezuela, cuenta con un aeropuerto, terminal terrestre de pasajeros. Es una de esas ciudades en donde su cultura es única, auténtica e inigualable, lo que hace que los rasgos de la sociedad Boconesa sean distintos al resto del Venezolano, como su cultura, gastronomía, costumbres y por supuesto el acento de las personas que allí viven. Boconó recibe un millón de turistas durante los doce meses del año, en temporadas como carnaval, semana santa y navidad.

Niquitao

El pueblo de Niquitao, es el lugar ideal para la relajación y encontrarse con la historia de Venezuela. Sus largas calles de piedras, aún conservan el estilo colonial, su plaza central se encuentra rodeada de casas antiguas que se encuentran en perfecto estado. No en vano, Niquitao fue declarado “Bien de Interés Cultural” por la Ley de Protección y Defensa del Patrimonio Cultural, el 5 de Febrero de 1996.

Monumento histórico La Columna

El 2 de julio de 1813 los patriotas, bajo el mando de José Félix Ribas, Rafael Urdaneta y Vicente Campo Elías, derrotaron a las tropas del coronel español Martí, las cuales se oponían al avance del ejército libertador. La batalla se libró en el caserío de Tirindí de Niquitao; actualmente existe un monumento histórico llamado La Columna, sitio en el cual usted podrá revivir aquellos momentos gloriosos de la historia y tomarse alguna fotografía en medio de un encantador páramo.

Teta de Niquitao

La “Teta de Niquitao”, cuenta con una altura de 4.006 metros sobre el nivel del mar. Esta elevación rocosa es muy visitada por los deportistas extremos que viven una experiencia única al escalar hasta la cumbre del cerro, que pertenece a la cordillera de los Andes.
Durante su recorrido se pueden divisar especies animales como el oso frontino, el águila real y la pequeña musaraña, entre otros. Al llegar a la cima, si el clima está despejado, se logra ver el Pico Humboldt, los Páramos merideños y hasta el lago de Maracaibo.
En el trayecto se encuentran bellezas naturales como las lagunas de las Parias y María Luisa, así como también el Pico Guirigay.

Viaducto Agrícola Batalla de Niquitao

El Viaducto Agrícola "Batalla de Niquitao", fue construido en mayo de 1991, sobre la Quebrada El Molino, con la finalidad de unir los caminos del poblado de Niquitao, con los pueblos de Tuñame y Las Mesitas. En este lugar, se practica bungee y se entrenan las fuerzas de búsqueda y rescate de Protección Civil y Administración de Desastres (Venezuela) en rapel.
Es el segundo puente suspendido más alto de Latinoamérica sobre quebrada y representa una clara alusión a la victoria de la Batalla de Niquitao.

Laguna de los Cedros

Esta ubicada dentro del Parque Nacional Guaramacal, el cual esta situado entre los estados Portuguesa y Trujillo. Es uno de los parques nacionales de mayor interés científico, por la presencia de una biodiversidad de flora, fauna y avifauna, entre las cuales se destacan una variedad de orquídeas y especies endémicas de diversos tipos.
En la fauna se encuentra el oso frontino, que actualmente está en vía de extinción, el váquiro de collar, la puma de color, la lapa tres dedos, entre otros. Además, cuenta con hallazgos espeleológicos únicos en el mundo, lo cual lo hace un atractivo singular para cualquier persona.
La Laguna de los Cedros, se encuentra a 1750 mt. s.n.m, con una temperatura agradable, pero es recomendable que lleve abrigo. Es un lugar al que van observadores de aves de todo el mundo a admirar las especies.
Este lugar está protegido por INPARQUES, los guardabosques le recibirán con cordialidad y le aclararán cualquier duda que tenga.

Laguna Negra

Esta ubicada en el Sector la defensa de la Parroquia Mosquey, es un atractivo turístico con encantos naturales y bellos paisajes, que le da la bienvenida a propios y extraños al ingresar al municipio Boconó.

Trapiche Los Clavos

El museo Trapiche de Los Clavos, es una joya arquitectónica de finales del siglo XIX, es una antigua hacienda que perteneció a la familia Clavo Carrillo. Fue restaurada para el rescate y salvación del patrimonio histórico de Boconó.
En sus instalaciones aún se conserva el molino de agua, las pailas donde caía el guarapo de caña de azúcar para hervir y los moldes donde se hacia la panela. También, se pueden apreciar numerosas esculturas y pinturas propias de artistas de la región.

Santuario de San Alejo

El Santuario de San Alejo es la Iglesia matriz del Municipio Boconó, esta situada en el centro de la ciudad, frente a la Plaza Bolívar. Fue construido donde se encontraba la antigua Iglesia de Boconó, (de segunda mitad del siglo XVIII), sus estructuras son modernas y de gran altura. En la torre principal, se encuentra un reloj y un campanario, que funcionan perfectamente. Dicho reloj, fue donado por Don Perpetuo Clavo, uno de los personajes de su época, más adinerados de Boconó, quien lo mando a traer de Suiza.